sábado, 8 de octubre de 2011

LA RECREACIÓN EN EDUCACIÓN FÍSICA

Recientemente, en el Congreso de Educación Física de Úbeda, escuché a varios ponentes decir que el objetivo de nuestra área no es pasárselo bien. Y defendían que en EF hay que respetar tanto el tiempo de compromiso fisiológico como el compromiso con el aprendizaje. Analicemos estas afirmaciones para llegar a una postura final que espero sea compartida por todos vosotros.

Cuando hablamos de objetivo del área no nos estamos expresando correctamente, puesto que la EF en Primaria trata de desarrollar 8 objetivos generales según el RD 1513/2006 de 7 de diciembre (establece las enseñanzas mínimas para primaria) y 10 en Secundaria según el RD. 1631/2006, de 29 de diciembre (establece las enseñanzas mínimas para Secundaria). Por otra parte hay que tener en cuenta que en algunas comunidades autónomas estos objetivos son ampliados en sus currículos oficiales.

Por tanto, efectivamente, la EF no es sólo recreación o pasárselo bien. Pero esta afirmación puede ser considerada desde distintas perspectivas, y cada una de ellas puede suponer visiones diferentes sobre nuestra área. Veámoslas:


Por un lado nos encontramos con los docentes que piensan que la EF es exclusivamente diversión, lo importante es que los niños se lo pasen bien y les importa muy poco si aprenden algo o no. Las clases no suelen estar planificadas y prima la improvisación. Las sesiones son repetitivas y suelen constar de un juego o deporte que aglutina todo el tiempo de la misma (jugar al fútbol, jugar al pañuelo, jugar a futbéisbol...) Si es a esta forma de impartir el área a la que hacían referencia los ponentes del Congreso, coincido plenamente con ellos.

Por otro lado nos encontramos con los colegas que se centran principalmente en la consecución de aprendizajes y en el aprovechamiento al máximo del tiempo de clase con el fin de obtener de sus alumnos el máximo compromiso motor. A éstos les importa muy poco si los niños se lo pasan bien  o no en sus sesiones. Para ellos el área es una más dentro del currículo, y si en otras asignaturas el niño no se divierte por qué lo tiene que hacer en la nuestra. Esta postura sería muy academicista, me temo que los alumnos tomarán muchos apuntes, en unos casos, o bien tendrán agujetas la mayoría de los días. Y sobre todo, estarán convirtiendo nuestra área en algo aburrido y odioso. Sin duda, se estará transmitiendo un currículo oculto tan negativo sobre la EF que contribuirá a que nuestros alumnos abandonen la práctica de actividad física lo antes posible. Si es ésta la visión que defienden los ponentes del Congreso, no la puedo compartir, prefería la concepción anterior, por menos mala.

Si leemos detenidamente los objetivos del área en Primaria podremos extraer algunos conceptos básicos o ideas fundamentales:
  • la actividad física como medio de exploración y disfrute.
  • recurso para utilizar en su tiempo libre. 
  • relación con los demás.
  • actividad física para el bienestar.
  • comunicar sensaciones, emociones o ideas.
  • establecer relaciones de colaboración.
  • resolver conflictos.
  • evitar discriminaciones.
  • elemento de la cultura.
En Secundaria estos elementos recreativo-educativos quedan más camuflados en los objetivos, aunque se desprenden o dejan ver igualmente en los contenidos.

Y es que el área de Educación Física no es sólo movimiento, aunque el movimiento ha de ser uno de los recursos más importantes. El movimiento debe utilizarse con una finalidad educativa, es decir, para comunicarse, colaborar, respetar... También ha de emplearse con una finalidad higiénica (cuidado del cuerpo). Pero sobre todo, debe usarse en un contexto lúdico-recreativo. Pasárselo bien supone tener experiencias de actividad física agradables, lo cual puede favorecer su empleo en el tiempo libre y especialmente en la edad adulta.

Defender una EF basada en el movimiento, en sudar, como elemento de mejora de la salud y como prevención de la obesidad está muy bien, pero si sólo es eso, movimiento para sudar, me temo que ni lograremos el objetivo actualmente (con dos sesiones semanales de menos de una hora el compromiso fisiológico es mínimo) y menos aún en el futuro. 

No se puede estar en Secundaria desarrollando las cualidades físicas básicas a modo de entrenamiento. El profesor no es un entrenador y los alumnos no son atletas. Para eso están los clubs. No se puede buscar rendimiento físico en los institutos porque no tiene  ningún sentido. Evaluar la condición física con pruebas estandarizadas y supuestamente objetivas de aptitud física no sirve para nada, sólo para clasificar y evaluar de forma normalizada. Y digo poco objetiva  porque no se valora el progreso del alumno respecto a si mismo, sino en base a una media estadística que ni si quiera se corresponde con la población en la que vive; y sobre todo porque la intervención del profesor o de sus sesiones tienen muy poca repercusión sobre la supuesta mejora.

Hago este comentario dedicado a los colegas de Secundaria porque la mayoría de los estudios demuestran que es a estas edades cuando se empieza a reducir la actividad física o se llega incluso al abandono. Por tanto, este momento es crucial para que el docente de Secundaria intente, al menos, contrarrestar esta predisposición haciendo el área lo más amena posible. La motivación intrínseca del área, de la que nos aprovechamos en Primaria, no cabe duda que va desapareciendo poco a poco en Secundaria y más aún en el bachillerato. Y no digo que esta reducción sea por la actitud del docente, son muchos los factores que inciden, pero si afirmo que actitudes como las que acabo de describir ayudan muy poco para contrarrestarlo.

Los alumnos deben sudar jugando, divirtiéndose, relacionándose, compartiendo, y cómo no, aprendiendo. Es entonces cuando el movimiento tiene una finalidad y un sentido para ellos. De este modo es más probable que les estemos dotando de infinidad de competencias básicas que hagan que sus aprendizajes, desde el área de EF, sean más duraderos y útiles.

Por tanto, frente a las dos concepciones extremas, sólo recreación o no recreación, me decanto por una postura ecléctica. Defiendo una Educación Física que utilice como recursos básicos el movimiento y la recreación para buscar el bienestar físico y psíquico. Defiendo una EF educativa que forme personas. Defiendo una EF que transmita conocimientos  relacionados con la actividad física y lo corporal y desarrolle habilidades y destrezas motrices. Defiendo una EF recreativa que haga de la actividad física algo divertido para que ésta pueda seguir desarrollándose en el futuro en contacto con los demás.

¿Y tú? ¿qué defiendes?

8 comentarios:

Anónimo dijo...

Juan Carlos,

Porque sé que no es así, pero de no saberlo pensaría que tete educaron los Jesuitas por el estilo, forma y fondo de tu reflexión. En efecto, antes dos posturas encontradas lo más inteligente -y seguramente se estará acertando- es abrir una nueva medianera. Por ese lado, acertada tu postura, creo.

En efecto, ¿cómo se puede concebir cualquier área curricular desde una metodología que lleve a los estudiantes al hastío. No, no. Ya los grandes pedagogos europeos de principios del siglo pasado: Decroly, Freinet, Montessori, Ferrer i Guàrdia, Rosa Sensat..., promulgaban la experimentación, la praxis i EL JUEGO, como base donde debía desarrollarse harmónicamente el contexto idóneo para el aprendizaje. Máxime cuando se trata de de una disciplina eminentemente práctica como es la educación física.

No concibo la metodología didàctica en la educación obligatoria sin integrar las diferentes variables mencionadas como el juego, la exploración, las hipótesis te trabajo, la experimentación...y, naturalmente las conclusiones. En estas etapas educativas es acertado ir de lo particular a lo general, de lo concreto a lo abstracto y de la pràctica a la teoría. Eso sí, pedagógicamente no puede entenderse la práctica sin teoría, por tanto se trata de un binomio inseparable, conveniente y simbiótico.

En otro orden de cosas decirte que está bien referenciar normativa. en ocasiones dan seguridad y pueden fundamentar un argumento, pero en el caso que nos ocupa es tan evidente la necesaria concomitancia entre las diferentes variables metodológicas constituyentes que ni hubiese hecho falta recurrir a ella, aunque -como digo- bien está.

Advierto en tu argumentación formal un aire parecido al que en ocasiones utilizo: ¿te suena: "anem a pams", por un lado, por otro...?

En general muy acertada tu reflexión que creo que se fundamenta en una idea pedagógica sólida y en consecuencia podía haber traspasado este formato de blog para convertirse en editorial de la revista. ¿no?

Bueno, ya me disculparás la impulsividad de mi respuesta, no la he reflexionado; ni quiero. prefiero que en este escenario de blog sea tal cual ha sido: una irreflexiva respuesta, directamente de la amígdala, del hipotálamo; sin pasarla por el córtex. Eso puede trae sus problemas porque puede ser una respuesta no suficientemente asertiva i las HHSS demuestran que no debemos responder implusivamente, pero...a un amigo se le puede responder así, de vez en cuando. ¿No?

Un abrazo

Juan Carlos Muñoz Díaz dijo...

Josep.

Puedes responder como se te antoje. Un comentario tuyo es una lección, salga de la amígdala, del hipotálamo o del córtex cerebral.

Por muy impulsiva que sea tu respuesta, no me creo que esté poco reflexionada. Hay personas, como tú, que cuando dicen algo su intelecto está inmediatamente trabajando, consciente o inconscientemente.

Y efectivamente, no me educaron los Jesuitas, asistí a la enseñanza pública, a este tipo de enseñanza que está ahora en tela de juicio.

Ya ves el resultado, en algunas cosas puedo aparentar cierta brillantez y en otras seré un payaso.

Me ha quedado tan ilustrativo, que también se me pasó por la cabeza ponerlo como editorial de al revista EmásF. Pero, créeme, este sitio es un lugar excelente para este tipo de reflexiones. Tiene un número mayor de visitas que la web o la revista. Y sobre, lo leerán los que lo tienen que leer. Aquí no entra uno por casualidad...

Y finalmente, sí, soy un aprendiz nato, me gusta aprender, sobre todo de la gente que sabe, y el "vamos por partes" te lo oí decir a ti. Es una forma de ordenar el mensaje.

Gracias por tu comentario, a pesar de los inconvenientes que supone el filtro de la moderación.

Y moderación no significa censura, hasta ahora todo el mundo que ha realizado un comentario se le ha publicado. Lo que ocurre es que de esta forma evito el bombardeo de spams, que aquí también llegan.

Esteban EF. dijo...

Sin lugar a dudas, yo me posiciono en una Educación Física recreativa y divertida pero a la vez formativa. Pienso que la mejor manera de aprender es jugando y experimentando. También soy de la opinión de que la Educación Física en Primaria debe tener como objetivo asentar las bases para futuros aprendizajes motores y deportivos. En primaria se debe trabajar concienzudamente esquema corporal, percepción espacil y temporal, equilibrios y coordinaciones así como todo el reperterio de habilidades físicas básicas y todo ello a ser posible a través del juego o formas jugadas. Con ello lo que se pretende es que el alumno/a tengo un repertorio de experiencias amplio que en posteriores edades puede extrapolarlos a otras habilidades motrices o deportes especializados.
No soy partidario de utilizar teoria en primaria, ya que está se puede llevar a cabo a través de la práctica de las clases, sin necesidad de cuadernillos, fichas o recursos de este estilo, en todo caso recurrir a las nuevas tecnologías como alternativa, por ejemplo en días de lluvia.

Una humilde opinión. Un saludo a todos.

Anónimo dijo...

Realmente estoy de acuerdo con tu opinión Juan Carlos, no podemos pensar en una Ef teórica o puramente física, tampoco comparto la idea de algunos profesores que por querer "subir" la importancia del área sus alumnos acaban cogiendole mania. Pero quiero hacer una reflexión, que al menos a mi me pasa en mi dia a dia y me gustaria saber que os ocurre a los demas. La ef es el área mas dificil de planificar, no hay mas que acudir a libors, webs y ver algunas ud que plantean, son realmente soporiferas y muy aburridas, los niños no puedes tenerlos 1 hora experimentando el equilibrio estático o trabajando la velocidad de reacción, y yo creo que ahi es por lo que se tiende a repetir muchos juegos, porque realmente muchas sesiones acaban desenganchando a los niños, es mi opinion de lo que vivo en el dia a dia, no se que os parece a vosotros

Juan Carlos dijo...

Anónimo, en relación a "La ef es el área mas dificil de planificar, no hay mas que acudir a libors, webs y ver algunas ud que plantean, son realmente soporiferas y muy aburridas, los niños no puedes tenerlos 1 hora experimentando el equilibrio estático o trabajando la velocidad de reacción, y yo creo que ahi es por lo que se tiende a repetir muchos juegos, porque realmente muchas sesiones acaban desenganchando a los niños, es mi opinion de lo que vivo en el dia a dia, no se que os parece a vosotros" prefgeriría contestarte en un post de este blog.

Creo que la reflexión sobre una cuestión como la que planteas merece una entrada específica y no dejarlo en el comentario superficial.

Déjame unos días y trato de dar una respuesta desde mi punto de vista.

Gracias por vuestros comentarios, algunos suelen ser muy sabrosos y dan lugar al desarrollo de otros temas, como es el caso de éste.

angel david dijo...

juan carlos,el del comentario soy angel david,el alumno tuyo del año pasao ,es que no veia esto de poner el nombre donde era, este año estoy en chirivel (almeria)un pueblo perdio de la mano de dios pero muy tranquilo,espero que todo te vaya bien, tienes un blog fenomenal, aqui estoy buscando recursos para los dias de lluvia, saludos.

Juan Carlos Muñoz Díaz dijo...

Hola Ángel David.

Sabía donde estabas. Lo importante, tal y como están las cosas, es haber obtenido una plaza y poder trabajar.

En cuanto a recursos para los días de lluvia es mejor que mires en mi web personal (recursos EF). En el blog recojo más pequeñas reflexiones como ésta.

Pero como te decía en el comentario anterior, vuestras aportaciones me dan otras cosas en qué pensar. Cuando uno lleva varios años escribiendo sobre una misma cosa las ideas se agotan.

Ya te daré cumplida respuesta en cuanto tenga un momento para la reflexión tranquila.

Un saludo.

Juanjocv dijo...

Creo que la normativa deja bien claro cuales deben de ser nuestros cometidos en relación a nuestra área en cuanto a objetivos, y en todo caso de esos conceptos e ideas que extrae Juan Carlos me quedo con el de recurso para utilizar en su tiempo libre.
Disponemos de dos horas o módulos horarios en el mejor de los casos para cada grupo y fisiológicamente dudo que se pueda considerar la productividad que de este tiempo saquemos en relación a lo que el alumnodo realiza en nuestras clases, si bien puede que toque clases lunes y martes seguidos por ejemplo.
Por tanto me parece mucho más lógico enfocar la enseñanza hacia su significatividad y funcionalidad en el tiempo de ocio del alumnado, por ejemplo aprovechando los recursos cercanos al centro como los espacios naturales, instalaciones deportivas... todo ello puede hacer que el niño/a encuentre una forma de engancharse a la actividad física dentro de las posibilidades que el entorno le ofrece.
Sería algo así como la acción desde la recreación. Aprovechemos que cuando entramos en las clases están deseando salir, jugar y divertirse en la educación física.
Saludos.